Éxito del Codema en el campeonato Escolar

El colegio gijonés ganó tres de los cuatro torneos

Samuel García, Paula Kleckers y Blanca de la Peña, del Codema, campeones sub 14/16. QUIQUE64
Samuel García, Paula Kleckers y Blanca de la Peña, del Codema, campeones sub 14/16. QUIQUE64

Los estupendos salones del Hotel Villa de Gijón volvieron a vestirse de blanco y negro para albergar el zonal gijonés de los Juegos Deportivos Escolares del Principado de Asturias, esta vez en la modalidad de equipos de colegios. Tomaron parte treinta y seis equipos, nada menos que diez conjuntos más que el año pasado, lo que representa el récord histórico de participación tras la liberación del cuatrienio tóxico, aciago y destructivo en el que los anteriores e incompetentes mandatarios impusieron como profesores en los colegios gijoneses a sus amiguetes, tan incapaces como ellos, que acabaron por quebrar en la mayoría de los casos. La situación se agravó hasta el extremo de que se llegó a plantear la suspensión de la actividad de ajedrez dentro de las Escuelas Deportivas de Patronato porque los colegios no llegaban al mínimo de alumnos para comenzar la actividad. Fue desembarazarse de este cautiverio infame y los chicos florecen como las setas en otoño, tras una generosa lluvia.

Diez equipos más no es poco, pues son cuarenta o cincuenta nuevos ajedrecistas y, si no se vuelve a las andadas perniciosas del amiguismo, serán muchos más. Ya en el torneo individual se batió también el récord de participación en el escolar gijonés. Por algo será. Hay veces que la cosa es muy fácil: con que desaparezcan algunos urdidores de corruptelas varias la cosa ya mejora un potosí.

Omar Fernández, Javier Yáñez, Pablo Rodríguez, Álvaro Puebla y Eduardo Castro, del Codema, campeones sub 12. QUIQUE64
Omar Fernández, Javier Yáñez, Pablo Rodríguez, Álvaro Puebla y Eduardo Castro, del Codema, campeones sub 12. QUIQUE64

Por cierto, aunque no se podía esperar otra cosa, no apareció ni un sólo federativo en las cuatro horas de competición. Este es todo el amor que le tienen al ajedrez, a los jóvenes y a la cosa en general. Y si hay que destacar que no hubo un solo federativo, y la concesión de la organización de la prueba la tiene la Federación de Ajedrez del Principado de Asturias, hay que reseñar también que, siendo una competición oficial, tampoco hubo ninguna autoridad política, deportiva o de otro signo. ¡No mandaron ni al bedel! ¿Para qué? Cobrar, cobran, y puntual, pero el interés que tienen estos individuos está sólo en recibir la nómina, las dietas, las tarjetas y esas cosas. Y da igual del signo que sean. Vaya tropa, que dijo el célebre Conde de Romanones.

Por otra parte, la organización de la prueba fue muy deficiente. Muy pocos árbitros, demasiadas rondas, nada menos que siete partidas en una mañana para chicos de seis, siete u ochos años, lo que representa un delito pedagógico de dimensiones oceánicas. Ni los adultos tienen tanto aguante y, claro, hubo muchos chicos que no podían más y pedían no volver a jugar. Los muchachos deben ir a divertirse y a enamorarse del ajedrez, deben quedar con hambre de más ajedrez y no hastiados de tanta tortura. Como siempre, hay quien confunde la divulgación y el fomento del deporte con la competición. Y así nos va.

Pablo Sánchez, Alejandro Álvarez, Pedro López y Alejandra Crespo, del San Félix de Candás, campeones sub 10. QUIQUE64
Pablo Sánchez, Alejandro Álvarez, Pedro López y Alejandra Crespo, del San Félix de Candás, campeones sub 10. QUIQUE64

Por otra parte hubo mucho ruido, más bien un escándalo constante que los árbitros se mostraron incapaces de moderar, excesivo calor, etcétera… Muchos años llevo en la denuncia de estos temas, pero es como predicar en el desierto. Como los responsables no escuchan, el próximo año propondré a los directores de los colegios en los que imparto clase que, si persisten estas condiciones leoninas, se nieguen a enviar a los muchachos a este torneo. A ver si así los que mandan comienzan a entender algo, porque no saben lo que es ni lo que necesita un niño. Para colmo de males, las medallas se acabaron con los campeones, otro sinsentido, y no hubo nada para los demás. En la promoción del deporte el que más necesita medalla es el que pierde. En el torneo individual sí hubo medallas para todos y esto es lo correcto.

Pero vayamos a los protagonistas, que son lo mejor y lo más sano de la prueba. El centenar y medio de muchachos que protagonizaron la competición estuvieron divididos en cuatro categorías de edad: sub 8, sub 10, sub 12 y sub 14/16, que juegan unificadas.

En la categoría sub 14/16 participaron cuatro conjuntos y venció el equipo del colegio Corazón de María. El popular Codema, por lo tanto, se hizo con el oro, mientras que el Ies Fernández Vallín logró la plata y el Ies de Candás se adjudicó el bronce. Los dos primeros, Codema y Fernández Vallín, logran las dos plazas estipuladas por la organización para disputar la final regional.

Asier Sánchez, Sergio Muñoz, Álvaro Costales y Enol Morán, del Codema, campeones sub 8. QUIQUE64
Asier Sánchez, Sergio Muñoz, Álvaro Costales y Enol Morán, del Codema, campeones sub 8. QUIQUE64

En la categoría sub 12 participaron otros tantos conjuntos y el vencedor fue también el primer representante del popular colegio gijonés del Corazón de María.  El Codema se adjudicó el oro, mientras que la plata fue para el colegio San Félix de Candás y el bronce para el segundo equipo del centro educativo de Carreño. Junto a ellos pasará a la final el Martínez Blanco gijonés.

En la categoría sub 10 participaron ocho equipos y el ganador fue el conjunto del colegio San Félix de Candás. La plata fue para el Codema gijonés y el bronce para el segundo equipo del colegio candasín. Los tres obtienen plaza para la final regional.

En la categoría sub 8 tomaron parte doce escuadras y el campeón fue el primer equipo del colegio Corazón de María. El segundo conjunto del Codema se adjudicó la plata y el bronce fue para el colegio Clarín. Los tres acceden a la final junto al Martínez Blanco, cuarto clasificado.

La gran final regional se disputará el próximo día 8 de mayo, domingo, en el Polideportivo Corredoria Arena de Oviedo.

 

Sabina, Leo, Aitor y Telva, del Atalía sub 8. QUIQUE64
Sabina, Leo, Aitor y Telva, del Atalía sub 8. QUIQUE64
Javier, Pablo, Omar, Eduardo y Álvaro, del Codema sub 12. QUIQUE64
Javier, Pablo, Omar, Eduardo y Álvaro, del Codema sub 12. QUIQUE64
Xana, Esteban, Nicolás y Laura, del Begoña sub 8. QUIQUE64
Xana, Esteban, Nicolás y Laura, del Begoña sub 8. QUIQUE64
Anwar, Sergio, Mateo y Rubén, del Begoña sub 12. QUIQUE64
Anwar, Sergio, Mateo y Rubén, del Begoña sub 12. QUIQUE64
Paula, José, Samuel y Blanca, del Codema sub 14/16. QUIQUE64
Paula, José, Samuel y Blanca, del Codema sub 14/16. QUIQUE64
Miguel, Manuel, Olaya y Sergio, del Codema sub 10. QUIQUE64
Miguel, Manuel, Olaya y Sergio, del Codema sub 10. QUIQUE64
Paula, Inés, Pablo y Alejandro, del Codema sub 12. QUIQUE64
Paula, Inés, Pablo y Alejandro, del Codema sub 12. QUIQUE64
Álvaro, Asier, Enol y Sergio, del Codema sub 8. QUIQUE64
Álvaro, Asier, Enol y Sergio, del Codema sub 8. QUIQUE64
Paula, Adrián, Alfonso y Bruno. QUIQUE64
Paula, Adrián, Alfonso y Bruno. QUIQUE64
Pablo, Marcos, Fabián e Irene. QUIQUE64
Pablo, Marcos, Fabián e Irene. QUIQUE64
Martín, Nacho, Mario, Pablo y Javier, del Codema sub 10. QUIQUE64
Martín, Nacho, Mario, Pablo y Javier, del Codema sub 10. QUIQUE64
Encuentro entre el Begoña y el Atalía. QUIQUE64
Encuentro entre el Begoña y el Atalía. QUIQUE64
Encuentro entre el Martínez Blanco y el Codema. QUIQUE64
Encuentro entre el Martínez Blanco y el Codema. QUIQUE64
Encuentro entre el San Félix y el Codema. QUIQUE64
Encuentro entre el San Félix y el Codema. QUIQUE64
Encuentro entre el San Félix y en Atalía. QUIQUE64
Encuentro entre el San Félix y en Atalía. QUIQUE64

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *